el campeón

04 abril 2010

"biografía de un bandeirante"

comienza por arrojar
todos mis poemas al agua




algo en ellos cambia...



el escudo fue el primer
anticonceptivo de la historia



dice jesús
en gigantografía:
"yo tengo el milagro
que necesitás"


así como un abogado
festeja radiante
la cláusula de un contrato
que redactó él mismo.



ni su soporte
ni su contenedor
ni su sostén


el papel es
su sistema digestivo.



nadie nada nunca o todo todo el tiempo



el mito de la caverna
es tener garganta y cuerdas


después de un acto
de homenaje
a rodolfo walsh


alguien arenga
para cantar
una marcha muy conocida
que vitorea a un militar




después de un acto
de homenaje
el argentino promedio propone un acto
de contradicción.




otro me regala
una biografía de un esclavo


sentado en este viaje
voy a probar
cuánto me esclaviza esta historia,


si puede mantenerme en vilo
hasta el final
o si yo mismo abuelo
la literatura in medias res.



todos aprendieron
a hacer bandera de sus éxitos
y a ocultar el trapo sucio
de cada fracaso



el monopolio está
en estar lo más cerca posible


incluso, algunos monopolios
ya no hacen más nada.



ser poeta
es ser un bandeirante

uno espera que lo que ve
lo vea el ojo del mundo




mi bandera y su bandera
le dan vida a la soberbia.










marzo 2010

1 comentario:

nàh. dijo...

cuando lo recitaste, aplaudí. y cuando aplaudo, aplaudo en serio,
incluso portando mi laconismo caprichosamente sostenido de de vez en cuando.

una vuelta de tuerca

para hacer o leer comentarios hay que hacer CLIC SOBRE EL TÍTULO del texto que se quiere comentar

el mal


ningún mensaje envejece

los campesinos

carnaval